Sistema de Pensiones : Centrémonos en las causas y no en los efectos

Actualmente hay un debate o mejor dicho un malestar social, alimentado por las medidas adoptadas por nuestros gobernantes y potenciado por los medios de comunicación, sobre la reforma que es necesario llevar a cabo sobre el sistema de pensiones y  cuyos efectos conocemos todos. Independientemente de los intereses que puedan haber detrás de las medidas que se están tomando lo cierto es que, estas medidas junto a las justificaciones de las mismas, van dirigidas a los efectos en lugar de dirigirse al corazón de las causas.

En Programación Neuro-Lingüística (PNL), existe una estrategia de comunicación llamada metamodelo, que resumiendo, no es mas que un conjunto de preguntas destinadas a cuestionar las generalizaciones, omisiones y distorsiones que se producen en el modo en que cada uno de nosotros procesamos la realidad en la vivimos. Quizás te estés preguntando a que viene esta alusión a esta ciencia y lo cierto es que sentido tiene muchísimo, porque, de entre este conjunto de preguntas maestras, existe una que va destinada a cuestionar distorsiones provocadas por una causa-efecto. ¿Que es una distorsión causa-efecto?

Una distorsión de este tipo no es mas que un patrón mental donde uno llega a la conclusión de que un comportamiento o resultado es debido a una razón concreta y bajo esta condición de partida, está destinado a llegar a este resultado. Por ejemplo, "llegué tarde al trabajo y me despidieron". Aquí uno está asumiendo que toda la responsabilidad del despido (efecto) fue debida a una causa concreta (llegar tarde), y tras esta breve introducción, entraré de lleno a la distorsión que se está produciendo en todo este asunto de las reformas de las pensiones. 

En primer lugar, abría que preguntarse, ¿Es necesaria esta reforma?, parece ser que si porque según argumentan los expertos en el tema, y no solo hablo de los propulsores oficiales de la misma, el sistema actual es insostenible, y en un futuro será incapaz de sostener al conjunto de jubilados que van a haber en el país. Aquí ya se están enfocando en los efectos, pero sigamos, ahora vamos a las presuntas soluciones: alargar edad de jubilación, alargar periodo de cotización o crear un sistema de pensiones privado. Las dos primeras son impopulares y creo que tienen dos objetivos principales. El primero de ellos es reducir parte del efecto o lo que es lo mismo, si el problema es que hay demasiadas bocas que alimentar, reduzcamos las bocas: mas edad, menos pensionistas, mas años, pensiones mas bajas. El segundo, que en un principio tendría poco sentido, va ganando adeptos a medida que se va creando conciencia sobre la imposibilidad de mantenimiento de las pensiones públicas. Además, aquí hay grandes beneficiados que necesitan nuevos argumentos para justificar y vender sus productos, cada vez peor vistos entre el pueblo. Obviamente hablo de bancos y de sus productos financieros.

Bien, aunque parezcan soluciones, en realidad todas ellas van a los efectos, van a intentar mitigar un posible crack del sistema de pensiones, sin embargo, no veo a nadie o casi nadie, hablando sobre las causas. Nadie hace las preguntas adecuadas. ¿Por que va a quebrar el sistema?. ¿Que impide que cambien las condiciones actuales?. En todos los debates se asume que somos seres consumistas, con escasa o nula inteligencia financiera y con la necesidad de ser mantenidos y en parte tienen razón. Sin embargo, esto solo es el punto de partida, es una descripción de lo que somos hoy y de lo que ellos pretenden que continuemos siendo, pero un cambio es posible, y este empieza por incrementar nuestra conciencia sobre lo que está ocurriendo y comprometernos a crear un sistema sostenible formado por un conjunto de microsistemas (cada uno de nosotros, junto a nuestras familias), igualmente sostenibles basados en un equilibrio entre lo que compramos y lo que vendemos.

Habrá a muchos escépticos que todo esto les parecerá una locura pero los que mandan en el mundo tienen muy claro como controlar a mentes cómodas que se conformen con hablar sobre lo que ocurre. Hay que pasar a la acción y personalmente creo que la mayor revolución que podemos llevar desde el mundo desarrollado es cambiando las reglas o patrón del ciudadano pobre para construir un mundo mas justo.

No hay comentarios: